SAPD
Sociedad Andaluza
de Patología Digestiva

Iniciar sesión


Tanto si ha olvidado su contraseña, como si se ha bloqueado por intentos erróneos de conexión deberá:

solicitar nueva contraseña

Buscar en la RAPD Online

Síguenos en las Redes Sociales
Facebook
Twitter
LinkedIn

SAPD

SAPD

@sapdes

Desde la Sociedad Andaluza de Patología Digestiva @sapdes os deseamos a tod@s una Feliz Navidad y un Próspero Año N… https://t.co/pX4R5qTSuL

SAPD

SAPD

@sapdes

Publicado el número extraordinario de 2019 de la RAPD online #50SAPD https://t.co/mgMumVwwCp https://t.co/1YIJWy5z4q


RAPD 2015
VOL 38
N1 Enero - Febrero 2015

Descargar número completo
Califica este artículo:

223
PDF

Datos de la publicación


Hernia abdominal postraumática



Resumen

Las hernias traumáticas de la pared abdominal son un patología infrecuente (1,2,3), definidas como la pérdida de la integridad muscular causada por un traumatismo directo, sin penetración de la piel, ni hernia previa en el sitio de la lesión. Las causas son variadas, si bien lo más frecuente son los accidentes de tráfico (2,3). Presentamos el caso de un paciente de 41 años en estudio por tumoración subcostal derecha tras traumatismo accidental.

Palabras clave: Traumatismo abdominal, hernia traumática.

TRADUCCIÓN
Resumen(en)

Traumatic abdominal wall hernias are a rare pathology (1,2,3), defined as the loss of muscle integrity caused by direct trauma, without penetration of the skin, or previous hernia where the lesion is located. Causes are varied, but the most common ones are associated with traffic accidents (2.3). We report the case of a 41 year old patient under study for a right subcostal tumor after accidental trauma.

Palabras clave: Abdominal trauma, traumatic hernia.


CORRESPONDENCIA

Macarena Eisman Hidalgo

macarenaeisman@hotmail.com

Caso clínico

Paciente de 41 años estudiado por tumoración subcostal derecha de meses de evolución, que apareció a raíz de accidente con bicicleta. A la exploración la tumoración era indolora, presentaba consistencia blanda, sin apreciar debilidad de la pared abdominal ni orificio herniario asociado. En ecografía se visualizó como dicha tumoración correspondía con saco herniario de unos 2,5x7cm con contenido graso y cuello herniario de 3cm (Figura 1).

Figura 1

Imagen de ecografía (izquierda) y TC (derecha), donde se aprecia saco herniario con contenido graso (flecha blanca), cuello herniario (estrella blanca) y músculo oblicuo mayor conservado (flecha roja).

imagenes/ima2_fig1.jpg

El estudio se completó con tomografía computarizada (TC) sin contraste intravenoso IV) donde se comprobaron los hallazgos descritos en ecografía, y donde se apreció como el saco herniario se encontraba contenido por el músculo oblicuo mayor, puesto que éste era el único músculo de la pared abdominal que se encontraba íntegro.

El paciente fue intervenido de manera programada realizando reducción y cierre del saco herniario, con colocación de una malla de polipropileno (PPL) bajo la costilla y músculo oblicuo menor.

Discusión

Las hernias traumáticas de la pared abdominal son una patología poco frecuente, a pesar de la alta prevalencia de los traumatismos abdominales cerrados[1]-[3]. Para que se origine una hernia traumática debe de haber una rotura musculofascial causada por un traumatismo directo[2], [3], sin penetración de la piel ni presencia previa de una hernia a ese nivel, y su presentación puede ser aguda o tardía. Lo más frecuente es que estén originadas por accidentes de tráfico, y con menor frecuencia por contusiones por animales, caídas de altura, traumas deportivos y accidentes profesionales[2], [3]. La mayoría de este tipo de hernias no se corresponden fielmente con el sitio de impacto[1]-[3]., sino que aparecen en las zonas débiles de la pared abdominal.

El diagnóstico diferencial debe de incluir el hematoma de la pared abdominal[1], [2], aunque a menudo aparecen de manera conjunta.

Un estudio ecográfico generalmente es suficiente para realizar el diagnóstico3, si bien es muy frecuente que éste se realice mediante TC[1]-[4] para descartar la presencia de lesiones intraabdominales asociadas, las cuales pueden requerir una reparación quirúrgica de urgencia.

El manejo de las hernias traumáticas de la pared abdominal sigue generando controversia, pero en general dependerá de la situación del paciente a su llegada a urgencias. Se recomienda cirugía urgente cuando las lesiones asociadas no permitan cirugía programada, o cuando existe estrangulación del contenido herniario. En cambio, el manejo diferido es preferible en pacientes con lesiones ortopédicas graves o con sepsis asociada.

BIBLIOGRAFÍA

1 

Killeen KL, Girard S, DeMeo JH, Shanmuganathan K, Mirvis SE. Using CT to diagnose traumatic lumbar hernia. AJR. 2000; 174:1413–1415.

2 

Geni R, Plaza De Los Reyes M, Zúñiga J, Charles R. Hernia traumática de la pared abdominal por manubrio de bicibleta. Rev Chil Cir. 2008;60:495-6.

3 

Moreno-Egea A, Girela E, Parlorio E , Aguayo-Albasinia JL. Controversias en el manejo actual de las hernias traumáticas de pared abdominal. Cir Esp. 2007; 82(5):260-7.

4 

Netto F, Hamilton P, Rizoli S, Nascimiento B, Brenneman F, Tien H, et.al. Traumatic abdominal wall hernia: epidemiology and clinical implications. J Trauma. 2006; 61:1058-61.

Comentarios

Añadir nuevo comentario

Para añadir un comentario al manuscrito, rellene los campos siguientes. Si es miembro de la SAPD, su comentario aparecerá al instante. Si no es miembro SAPD, su comentario quedará pendiente de validación por el administrador.

Máximo 500 caracteres


Comentarios